Seguidores

viernes, enero 18, 2008

El sexo

...


...

rompes mi silencio
y me haces sentir la huella de tu sexo
de lo tanto que un día nos amamos
de lo que un día fuimos,
caminos
nada más caminos
hacia lo que ahora somos.
lo ciego,
lo siniestro,
lo tenebroso estaba afuera
fracaso, duda,
cansancio,
venganza sin cuerpo
sin sexo ni nada erótico que crear

al otro lado del límite de su sombra,
pero acechando
rodeando el árbol de mis sueños,
rondando con su saña
en el fondo celeste, él
vaho que sopla
el círculo mágico de caminos y distancias,
que llenaron mis ojos de semillas de libertad,
porque el sexo se creó
para descubrir lo que se ama
para establecer en sus profundidades
el espacio de la vida
penitencia desvanecida,
inocencia erigida contra lo terrible

y si no fue para eso, entonces…
no sé para que se creó
el sexo


...

4 comentarios:

marvision dijo...

Creo humildemente, que el sexo se creo para que dos seres encontraran el cielo juntos, unidos y no volver a estar nunca solos. Porque el cielo en soledad es demasiado aburrido. pero encontrar la persona y crearse para ella lleva mucho tiempo, mas es lo mas deseado. conquistar el Cielo de a dos y vivirle en toda su magnitud
besitos cariño, hermanita,
marimar

Aleja Gómez dijo...

el sexo no se creó mi amiga.
el sexo nos ha creado a nosotros.
nos modela nuestras locuras y las maquilla de razón.
el sexo nos arrastra donde ni siquiera podemos imaginarlo, donde no hay imágenes previsibles, donde las imágenes se desgranan en sensaciones, distintas, arrebatadoras!
el sexo nos hizo, y nos hace a veces, nos modela...
...en ese modelo creamos historias, para jugar a que estamos sobre él, que podemos burlarnos y elegir lo que sí y lo que no. y por supuesto, podemos hacerlo. jugar a que somos puritanos y que condenamos a aquellos atolondrados que hacen lo que nosotros no: coger a diestra y siniestra con quien sea sin que les importa siquiera su rostro.
pero...
realmente...
¿existe esa gente?
esos que cogen sin rostros...
¡pronto! hora de montar la máscara... no sea cosa que nos descubran.


¿podemos elegir?
¿podemos darle una utilidad?
¿ser usados por el sexo y afirmar lo que creemos que la Naturaleza nos demanda es darle una utilidad?

mi amiga,
¿cuántos rostros tiene para tí el sexo?

Natasha dijo...

eres genial Aleja, ufff cariño nunca jamás hubiera atinado a pensar que el sexo nos creó a nosotras

entonces el (mi)cerebro es puro sexo, amiga. y el (mi)sexo lo celebra con gozo desmesurado. Con razón ese eco tonal, ahora sé porque el sexo nos engaña y mi voz es la misma que la tuya saliendo del tesoro en la caverna, el cerebro hace sexo y el sexo hace como que se desentiende…

¿porque eres así Aleja? Ya sabés por que te admiro ¿Por que siempre aciertas en materia de sexo?
Y desde luego que tienes razón amiga, no podemos jugar a un albedrío que no existe. Ni a subir y bajar por los laberintos de placeres sin descalabrarnos por lo plano, del falso embrujo.

¿no es eso Aleja? Pues si, lo dicho, putear, coger a ratos y a ratitos mientras atrapamos ratas puritanas, ratas y ratos existenciales girando en túneles sin rostros, dilapidando montajes, montando historias imposibles de hembras chúcaras. golosas cogedoras anónimas. títeres y titiriteras repitiendo el ingenuo estribillo.

Ay Aleja ten cuidado de que no se te caiga la máscara, por que ya sabes querida como están de caras

No hay duda de que tú si sabes de locuras y de para que sirve el sexo

Ahora a tu cuestión: ¿de cuantos rostros tiene (para mí) el sexo? depende mi amiga, ya sabes, depende de cuanto sexo tenga el rostro mío… (y ya ves que no es poco)

Gracias

Sergio dijo...

El amor y el sexo son dos cosas diferentes, podemos tener sexo sin amor pero no amor sin sexo.

Cuando se tiene sexo con alguien a quien no amas es placentero y rico, pero cuando tienes sexo con quien amas es lo más delicioso que existe y si esa persona a quien amas, además aprecia y sabe hacer del sexo algo placentero y divertido es divino.

saludos

Related Posts with Thumbnails